hojas-olivo (1)

En mi parroquia faltan ramas de olivo. Este año han traído pocas me dicen. Recuerdo de pequeño la costumbre de rezar una oración por cada hoja de la rama de olivo que llevas en la mano y que ha sido bendecido en la celebración de Domingo de Ramos. Algunos llevan ramas enormes, repletas de hojas y tallos. Espero falten ramas de olivo en mi parroquia; ese será el signo de la necesidad de más encuentro con el Maestro. Necesitamos más silencio y cercanía.